Contacto | Mapa del sitio
| Sunday, 23 dEurope/Berlin July dEurope/Berlin 2017

Información Turística de Agaete

Aspectos Geográficos

Localización / Cómo llegar:Aspectos Geográficos

La villa marinera de Agaete se encuentra en el noroeste de Gran Canaria, a tan sólo 30 kilómetros de la capital de la isla, Las Palmas de Gran Canaria. De los municipios que se extienden por la fachada septentrional de Gran Canaria, Agaete es el situado en posición más occidental, allí donde el semicírculo que dibuja la isla comienza a orientarse al Oeste. Sus límites se establecen al Norte y Este con el municipio de Gáldar, mientras que al Sur y al Oeste linda con el cumbrero de Artenara.
Existen dos vías de acceso a este Municipio:

  • Desde Las Palmas de Gran Canaria por la carretera GC 2
  • Desde la Aldea de San Nicolás o zona sur de la isla, bordeando la costa oeste por la carretera GC 200

Por ambas vías es posible llegar en coche propio o en las líneas regulares de guagua.

Tamaño y orografía:

A pesar de su reducida superficie, 45,49 kilómetros cuadrados, su topografía resulta en general muy abrupta, y de ella sobresalen tres cuencas principales: El Risco, Guayedra y Agaete, alcanzando una altitud máxima de 1.180 metros en la zona cumbrera del Pinar de Tamadaba.

Climatología y vegetación:

Aspectos GeográficosCon una orientación predominante al Noroeste, el municipio de Agaete, a excepción de la zona alta en Tamadaba, no ofrece frontalidad a los vientos alisios, lo que condiciona una escasez de precipitaciones, que se agrava con la gran escorrentía ocasionada por las pendientes y por no disponer de vasos adecuados para el represamiento de las aguas superficiales. Debido a esta orientación al Noroeste, se producen en esta localidad una escasez de precipitaciones durante todo el año, marcada por una gran cantidad de horas de sol, con un promedio anual de unas 2.415 horas, siendo estas características las principales causantes del clima cálido de la zona.

Las lluvias son irregulares y escasas, alcanzando los máximos pluviométricos poco menos de 700 l/m2 en Tamadaba, 265 l/m2 en Guayedra y menos de 200 l/m2 en Agaete y el Risco. Esta aridez determina, en las zonas inferiores a los 400 mts, el predominio de una cobertura de matorrales muy dispersa, de tabaibales y restos de cardonales (Euphorbia canariensis). En los fondos de los valles se concentran algunos palmerales (Phoenix canariensis), como en Guayedra, El Risco o El Valle, y sólo en las cumbres de Tamadaba hace su aparición el bosque de pinos canarios (Pinus canariensis).

Aunque todos los paisajes vegetales han sido sometidos al pastoreo y a la tala en siglos anteriores, este pinar constituye el bosque de pinos que más variedad de flora posee en Gran Canaria. La altura y las condensaciones provocadas por los vientos alisios, en su rápido ascenso por los andenes que caen al mar, nos permiten hablar de un pinar húmedo, en el que conviven los pinos junto con el sotobosque de jaras (Cystus simphytpholius y Cystusmonspeliensis), brezos (Erica arborea) y fayas (Myrica faya). Finalmente, los límites superiores de los escarpes, especialmente las entalladuras labradas en ellos por las cabeceras de Guayedra, albergan una vegetación con interesantes endemismos y especies de la laurisilva.

En la zona del Risco se encuentran dos endemismos únicos: Dendriodotserum Merendozii y Centaurea Arbutifolia

 

 

Fauna:

Las aves representan el grupo más numeroso de la fauna, normalmente asociadas al pinar, destacando el Pico Picapinos (Dendrocopus major thanneri), subespecie de Gran Canaria. Otras aves muy comunes en la zona del pinar son: el Herrerillo (Parus caeruleus), el Halcón Tagarote o de Berbería (Falco pelegrinoides), esta última en peligro de extinción y sólo encontrada en zonas aisladas de Lanzarote, Fuerteventura y Gran Canaria, este halcón es fácil de confundir con el cernícalo, ave rapaz que suele también observarse en esta zona, diferenciándose de éste por su mayor envergadura y cola más corta. Es posible contemplarlo en los riscos de Tamadaba, donde anidan.

Otras aves encontradas en la zona costera son: la Pardela Cenicienta, que vive en altamar y viene a la costa para reproducirse, así como la gaviota patiamarilla, existiendo una importante colonia de nidificación en los acantilados marinos cercanos al Roque Partido o “Dedo de Dios”.

También se encuentra en esta zona el Lagarto de Gran Canaria, exclusivo de esta isla, cuyos ejemplares adultos llegan a medir más de 50 centímetros.

Aspectos Geológicos:

Su escasa extensión – 45.49 kilómetros cuadrados– se reparte entre una zona de montaña muy abrupta, que ocupa la mayor parte de su superficie, encontrándose entre los dos sectores geológicos más reciente y más antiguo de la isla. En su mayor parte el sustrato geológico aparece al desnudo, mostrando enormes paquetes de coladas de lava cuya presencia nos remonta hasta 14 millones de años atrás, periodo en que las erupciones volcánicas construyeron esta parte de la isla. Tanto en el Valle como en los andenes que caen sobre el mar puede distinguirse cómo los estratos lávicos inferiores se encuentran inclinados hacia el interior de la isla, surcados por infinidad de chimeneas fisurales – diques – que aparecen descalzados por la erosión, desprovistos de suelos y sometidos a una intensa fragmentación de las rocas.

La inclinación de los estratos lávicos, ya citada, hacia el interior de la isla, los fuertes escarpes costeros, la existencia de roques aislados, como el Dedo de Dios, y la ausencia de curso bajos de barrancos de Guayedra y El Risco, indican una prolongada acción erosiva sobre las costas, que han visto retroceder sus límites muchos kilómetros en los últimos millones de años.

En el macizo de Tamadaba es donde el municipio alcanza sus máximas altitudes, constituido por potentes mantos de traquitas y fonolitas que se presentan como un bloque levantado que culmina en los 1.444 mts. del Pico de la Bandera, cubierto por un bosque de pinos (Pinus canariensis) de gran variedad florística y notable importancia paisajística. Al Norte y Noroeste del mismo se encuentra la cabecera del barranco de Agaete y al Suroeste el del Risco, desde el Oeste lo surcan los barrancos de Guayedra y La Palma.

Entre la montaña de Tamadaba y la de Altavista, se encuentra la gran cabecera del barranco de El Risco, la más amplia de las que drenan este macizo y que en cotas inferiores dan paso a un ancho valle abierto hacia al Noroeste, con potentísimos taludes que suavizan las pendientes en el curso bajo.

A comienzos del Cuaternario, la actividad volcánica emitió de nuevo abundantes basaltos que rodearon al macizo de Tamadaba por el Este, dando lugar, en la zona de contacto de estos materiales y las rocas, al actual barranco desde Los Berrazales hasta Agaete. Una colada de algunos metros de espesor, conocida como el Malpaís de la Necrópolis, resultante del encuentro de los flujos de este volcán y el Hondo de Fagagesto, cubrió hace pocos miles de años el fondo del barranco, prolongándose hasta la amplia llanura aluvial y llegando a la orilla del mar.

Poblamiento y población:

El poblamiento de esta zona se remonta a la época prehispánica, época en la que existió una población de cierta entidad, como lo atestiguan yacimientos arqueológicos de muy diverso tipo que se encuentran esparcidos por su término.

Por otra parte, su situación en el Noroeste grancanario facilitó su poblamiento desde los primeros momentos de la conquista. La existencia de uno de los mejores puertos naturales del litoral del Norte de la isla propició, en primer lugar, la penetración de tropas hacia el interior del guanartemato de Gáldar, y además contribuyó a una rápida comunicación con la isla de Tenerife de la que sólo distaba escasas horas.

Actualmente, el poblamiento se concentra básicamente en la parte inferior del Valle, que es, además, la zona con menores desniveles, con mayores disponibilidades hídricas, con suelos profundos y aptos para la práctica de la agricultura y, por último, con un litoral bajo adecuado para la pesca

Precisamente en esa zona los núcleos más sobresalientes son los de villa capital municipal, que agrupa al 63% de la población total. Le sigue en importancia el barrio de San Pedro en el interior del Valle, Vecindad de Enfrente y el Puerto de Las Nieves. Fuera del curso bajo del barranco de Agaete, los caseríos de El Sao y El Hornillo, situados en las zonas montañosas, se han despoblado en los últimos años.

Más al oeste, la población del pago agrícola y ganadero de El Risco en el fondo del barranco de su mismo nombre, cuenta con 235 habitantes de derecho.

Entidades de Población de Agaete:

Entidad
Hombres
Mujeres
Total
%
Agaete casco
1836
1799
3635
63,74
Valle de Agaete
602
556
1158
20,3
Guayedra
8
6
14
0,24
El Hornillo
16
12
28
0,5
Los Llanos
29
23
52
0,91
Puerto de las Nieves
304
271
575
10,08
El Risco
120
115
235
4,12
El Sao
5
1
6
0,1
total:
2920
2783
5703
99,99
Datos Oficiales a 1de Enerode 2005

 

© 2017 Ayuntamiento de Agaete |
Aviso Legal | Política de privacidad | Condiciones Generales